A mucha gente le suena a chino cuando vienen a comprar una bicicleta y les preguntamos por su estatura. Aunque a veces nos guiamos solo por la estética de una bicicleta, el factor más importante es que sea de nuestro tamaño. Una bicicleta demasiado pequeña nos hará pedalear con una postura encogida, sin llegar a estirar a penas las rodillas y pareciendo más bien Krusty el payaso en su mini-ciclo. Por el contrario, una bicicleta de una talla más grande de la que a nosotros nos corresponde, nos hará ir demasiado estirados de brazos y cuello, y nos impedirá llegar bien al suelo o incluso a los pedales. Estas malas posturas, lo que conllevan son a la postre dolores de caderas, cuello, espalda, rodillas y finalmente no poder disfrutar a gusto de pedalear. Por tanto, lo primero a mirar en una bicicleta debe ser siempre la talla (una vez sepamos ya qué tipo de bici y para qué uso la vamos a utilizar).

Álex es un tio enorme, en todos los sentidos, y hasta ahora usaba una BTT por la ciudad, más o menos adaptada a su tamaño gracias a haber subido la tija y alargado la potencia. Pero ni el cuadro era para su envergadura, ni sus componentes, sobre todo las ruedas, estaban preparados para su peso. Cada mes venía por el taller para que le pusiéramos unos cuantos radios que se le habían roto y le centráramos las ruedas. Harto de pasar más por Ciclofactoría que por su casa, nos pidió que le presupuestáramos una bicicleta para sus características, intentando que a la par de robusta, no fuera demasiado pesada, pues la sube a casa todos los días un par de veces. Es su bici de ciudad.

Para un montaje así a la carta, lo más importante iban a ser dos cosas: un cuadro de su tamaño, y unas ruedas robustas que aguanten todo su peso bajando y subiendo bordillos y en las frenadas en seco. Por suerte, hace tiempo que trajimos de Galicia dos cuadros Razesa a estrenar de una talla nada convencional en estas latitudes para cuadros de acero clásicos: una talla 64. Estos cuadros, los mandaban construir a Razesa los de Bicicletas Integral, en Monforte de Lemós (Galicia). Por la década de los 70 y 80, poca gente apostaba por cuadros con caracterísitcas de cicloturismo y esta gente de Bicicletas Integral eran unos de ellos. Cuadros preparados para montar neumáticos anchos, de 700 x 35c y más, ojales para parrillas y guardabarros, e incluso soporte para dinamos. Por sus caracterísitcas y tamaño, elegimos este cuadro para montarle a Álex su nueva bicicleta urbana.

Pero sin duda, lo que más nos preocupaba eran sus ruedas. Lo que más nos interesa es que Álex no siga pasando por aquí dos veces al mes a poner radios nuevos, y por tanto, las ruedas tenían que ser bien fuertes. Una de las características clásicas del cuadro Razesa que elegimos es que la apertura de las vainas traseras es de 125mm, por lo que los bujes modernos de 135mm se quedan demasiado anchos. Por eso, elegimos unos bujes clásicos Shimano CX700 que teníamos en la vitrina de productos clásicos y unos radios DT Swiss Alpine III conificados, para radiarlos a 4 cruces. Cuantas más cruces elijas en el radiado de las ruedas, más largos serán los radios y más pesarán las ruedas, pero éstas serán exponencialmente más robustas, pudiendo aguantar todos los kilos que le puedas echar, entre el peso corporal y el peso extra en alforjas o mochila que lleves. Además, el grupo CX 700 de Shimano, el de los bujes que le montamos, son específicos para ciclocross y su eje, conos y rodamientos también están a prueba de sobre esfuerzos. Solo el tiempo y el uso demostrarán si hemos conseguido el resultado deseado, pero estamos convencidos de que si volvemos a ver a Álex entrando por la puerta del taller, no será seguramente por este tema.

El resto del montaje de la bicicleta se hizo pensando en el uso urbano que le va a dar, de ahí su manillar de doble altura y una transmisión de 7 velocidades con monoplato. Las bielas de Sturmey Archer de un solo plato, con dientes para cadena de velocidades y cubre plato son una muy buena opción: elegantes, de calidad y ligeras.

Si eres de las/los que no mide entre 1,65 m y 1,85 m y te es difícil encontrar bicicletas de tu estatura, la mejor opción es el montaje a la carta de la bicicleta que mejor se adapte a tu tamaño, uso y por supuesto, a tu gusto.

 

Comments

comments